Efectos de las comidas sobre la leche materna

Sólo a través de los síntomas de tu bebé se puede saber cuáles son los alimentos que tienen efecto sobre la leche materna. Es importante estar atentos a sus reacciones y evitar que la madre coma los alimentos que pudieran afectarlo.

Efectos de las comidas sobre la leche materna

Los alimentos que ingiere la mamá en sus comidas tienen poco efecto sobre la leche. Sin embargo, tu bebé puede tener alguna reacción hacia alguno de ellos.

Es difícil definir qué alimentos son los que tienen un mayor efecto sobre la leche porque esto se presenta de distinta manera en cada caso. No hay ningún alimento que afecte siempre la leche de las mamás.
Por este motivo, la única forma de saberlo es a través de sus síntomas. Sólo si tu bebé reacciona reiteradamente, luego de que hayas consumido un alimento en particular, es recomendable que lo evites.

Alergias

Es importante que tengas cuidado con los alimentos que formen parte de tu historial familiar de alergia. Estos te pueden afectar a ti y tu bebé puede ser alérgico a ellos. Algunos de los síntomas de alergia que puede tener son la diarrea, sarpullidos, gases, materia fecal de un color verde oscuro y mucho fastidio.

Alimentos picantes

Por lo general no tienes que preocuparte por los alimentos picantes o que produzcan gases ya que mayormente no tienen efectos en la leche o el bebé.
En caso de que a tu bebé sí le afecten este tipo de comidas, lo podrás notar porque estará más molesto y llorando más. Las reacciones de tu bebé frente a un alimento son muy parecidas a los síntomas de cólicos, la diferencia está en que una reacción por alimento no va a durar más de 24 horas, los síntomas de cólicos sí.

Algunos alimentos pueden cambiar el sabor de tu leche, como los espárragos, el ajo y el coliflor, pero si tu bebé la toma no hay ninguna razón para no consumirlos.

Alcohol y cafeína

Hay algunas sustancias con las que tienes que tener mucho cuidado. Actualmente se recomienda suprimir el consumo de alcohol, o al menos consumirlo en pequeñas cantidades y siempre después de amamantar. El consumo de alcohol puede producirte problemas en la bajada de tu leche y afectar el desarrollo motriz de tu bebé.

El alcohol pasa hacia tu leche y mientras más consumas, mayor va a ser el efecto que tenga en esta, ya que le va a tomar más tiempo a tu cuerpo eliminarlo. En dosis altas, el alcohol puede intoxicar gravemente al bebé.

La cafeína, por su parte, se acumula en el sistema del bebé porque todavía no está preparado para eliminarla. Por este motivo, las grandes cantidades de cafeína le pueden producir más inquietud y dificultades para dormir. Durante toda la lactancia, es recomendable reducir al mínimo la ingestión de bebidas con cafeína.

comentarios

Uso de Cookies

Este sitio web utiliza cookies para ayudarnos a brindarte la mejor experiencia cuando nos visitas.
Conoce nuestra Política de Cookies.

Aceptar

×